Martes 24 de Noviembre de 2020   |   Un día como hoy...

Partido de Florentino Ameghino | Buenos Aires

  Home

Contacto



Portada | Información General | Policiales | Opinión | Cultura y Educación | Deportes | Provincia | Sociedad

20-12-2019 - DE MIS APUNTES
La tinta (primera parte)



Por Teresita Ceres de Arena.

Qué nombre tan simple para tener su larga y rica historia.


En la actualidad ha sido generalmente reemplazada por la birome que, como yo hemos leído, fue fabricada por Ladislao José Biro, nacido en Hungría y naturalizado argentino.


Nos ocuparemos entonces de la tinta, la que usábamos en mi época cuando iba a la escuela. La lapicera con la pluma cucharita, el plumín para marcar los mapas, la pluma gótica para los títulos, los bancos del aula con el orificio para colocar la tita en tinteros de loza o vidrio (con ella nos manchábamos los guardapolvos), los frascos que usábamos en casa, los distintos colores: azul, negro, rojo, verde.


Se han empleado numerosos elementos para elaborar la tinta a través del tiempo, ya que su uso figura siglos antes de J.C.


La palabra tinta proviene del latín "tincta" que significa colores. Tuvo muchos cambios en su elaboración: al principio parecía un barniz, luego se usó una piedra que se disolvía con agua. También se cambió por el negro de humo, otros aseguraban que empleaban el hollín de hornos y estufas y por la carbonización de vino y marfil, más tarde se usó hollín mezclado con goma.


En la Roma imperial se fabricaban tintas de oro y plata, usadas por los copistas de la Edad Media. Ya entonces escribían con tinta azul y roja.


Las tintas llamadas "simpáticas", que se utilizaban para mensajes secretos (los escritos se tornaban visibles por la acción de agentes químicos y por el calor).


También se escribía con leche fresca que luego se volvía visible espolvoreando el escrito con polvo de carbón.


Una tinta debe ser elaborada lentamente; antes de añadir el colorante es preciso que el líquido repose durante unos meses para que poco a poco desaparezcan las impurezas.


Para enviar mensajes, nuestros próceres usaban una pluma de ave con una punta pequeña para escribir.


Nombraremos ahora las diferentes tintas que se usan para las fotocopiadoras: el insumo es "toner", derivado de petróleo y polvo.


Continuará... Teresita Ceres de Arena


 







Editor propietario Diego A. Falcinelli / B° Obrero C. 46 - (6070) Lincoln - Bs. As.
Tel. 02355-15456819 / 15472401 / lamarcadelincoln@yahoo.com.ar
Edición N° 3774 - Registro de Propiedad Intelectual: 5314522 - N° de Registro DNDA: en trámite